Las reintroducciones de linces criados en cautividad (“ex situ”) aptos para el campo (“in situ”)

En este año 2019 se están reintroduciendo al medio natural otros 33 linces ibéricos procedentes de la cría en cautividad del “Programa de conservación ex situ del lince ibérico”.

Las áreas de reintroducción seleccionadas por el Proyecto LIFE IBERLINCE para las liberaciones en la Naturaleza fueron los valles del Guarrizas y Guadalmellato (Andalucía); Montes de Toledo y Sierra Morena en Ciudad Real (Castilla La Mancha); el valle del Matachel (Extremadura) y el Valle del Guadiana (en Portugal).

Hasta el momento los cinco centros de cría que trabajan conjuntamente (Acebuche en Doñana, Olivilla y Zoo de Jerez en Andalucía; Granadilla en Extremadura y Silves en Portugal) han producido 367 cachorros (de 271 emparejamientos de hembras). De ellos, 215 linces han sido liberados (desde 2011 al 2018) en las áreas de reintroducción citadas. La supervivencia de estos linces ha sido cercana al 70% (cuando lo esperado en este tipo de programas de conservación suele estar en el 50%), lo que indica la buena preparación y entrenamiento de estos linces. Además, ha sido adecuada la selección de las áreas de reintroducción desde el punto de vista del hábitat, de la riqueza de poblaciones de conejos de monte y de relativos bajos riesgos. Estos ejemplares liberados en las áreas de reintroducción, junto con las poblaciones originales de Sierra Morena y Doñana, hacen una metapoblación de más de 600 linces ibéricos, alejando al lince ibérico del peligro de extinción.

Particularmente la Fundación CBD-Hábitat ha colaborado en varios aspectos con el Programa ex situ, como la incorporación de linces fundadores, asesoramiento, marcajes y otros. Y, en especialmente en las reintroducciones del Guarrizas y Extremadura.

Más información:

https://www.lynxexsitu.es/programa.php?sec=reintroduccion

Foto: “Saliega”, primera hembra con cachorros nacidos en cautividad en el 2005. El padre era «Garfio», lince procedente de la Sierra de Andujar. A partir de aquel momento la cría en cautividad ha sido un éxito, contribuyendo en gran medida a la conservación del lince ibérico.

https://www.lynxexsitu.es/ficheros/boletines_pdf/23/boletin15.pdf

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *